ANTONI MIRALDA

Antoni Miralda, Terrassa (Barcelona)-España, 1942. Premio VALÁZQUEZ a las Artes Plásticas 2018 (España)

Tras una estancia de dos años en París y dos más en Londres, en 1966 vuelve y se instala en la capital francesa hasta 1972, año en el que se trasladó a Nueva York. Actualmente vive entre Miami y Barcelona. Ya en los años sesenta, junto a los llamados “Catalanes de París” -Joan Rabascall, Jaume Xifra, y Benet Rossell-, realizó una serie de happenings o rituales colectivos en torno al ceremonial de la comida a partir del color y su simbolismo.


Con los años ha desarrollado grandes instalaciones con un lenguaje inconformista, festivo, barroco y kitsch que acerca el arte a la vida. En proyectos destacados como Honeymoon Project, un enlace simbólico de la estatua de Colón de Barcelona con la Estatua de la Libertad de Nueva York, se sirve de una actividad universal como la comida para llevar a cabo una deconstrucción de prejuicios en un mundo ya global. Muchas de sus obras promueven la participación colectiva, el juego y la fiesta entre alegorías y festivales propios de un gran comunicador e investigador de la cultura popular.

Su etnología gastronómica le ha supuesto un amplio reconocimiento internacional. Desde el año 2000, Miralda está centrado en el FoodCulturaMuseum, un archivo de proyectos múltiples basados en la investigación y la reflexión en torno a la diversidad gastronómica y su vínculo con las culturas del planeta. Con sede en Miami y en Barcelona, explora y difunde la cultura de la comida mediante audiovisuales, música, libros, muebles, objetos y todo tipo de documentos.

La obra de Miralda está presente en las más grandes e importantes colecciones de arte contemporáneo, bienales y exposiciones. Tener obra de Miralda no es sólo un cotidiano disfrute estético y una experiencia de apertura y reflexión sobre nosotros mismos sino también es una inversión más que segura. Tener a Miralda en tu colección es tener una magnífica obra además de que cada día adquiere más valor económico en el mercado del arte. ¡Una inversión segura!